150 mil maestros se jubilaron por intimidaciones para ser evaluados

El titular de la Coordinación Nacional del Servicio Profesional Docente, Francisco Cartas Cabrera, afirmó que como consecuencia de la reforma educativa de 2013, cerca de 150 mil profesores tramitaron su jubilación debido a “las prácticas intimidatorias de que fueron objeto para someterse a las evaluaciones” del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE).

Lo anterior lo externó durante su participación en la séptima y última mesa de audiencias públicas, en el Palacio Legislativo de San Lázaro, para discutir y analizar la iniciativa de reforma constitucional del Ejecutivo federal en materia de educación, donde este sábado tocó el turno a funcionarios de organismos educativos públicos y autoridades educativas estatales y federales.

“Coincidimos con la opinión de los docentes en el sentido de que la evaluación establecida desde la reforma educativa afectaba su estabilidad laboral, toda vez que la autoridad laboral cesó a muchos maestros sin ninguna responsabilidad, aplicando evaluaciones estandarizadas que no toman en cuenta los contextos económicos, sociales y demográficos que inciden en los procesos educativos”, expresó el funcionario.

Cartas Cabrera destacó que se realizaron más de 600 mil evaluaciones de desempeño a docentes y directivos del país, las cuales no tuvieron impacto en los programas de capacitación.

“A los maestros simplemente se les proporcionaba un listado de cursos para que seleccionaran el de su interés, sin tomar en consideración si atendían algunas de las áreas de oportunidad que la evaluación había detectado”, comentó.

Curva de edad, el motivo: INEE

Por su parte, la consejera presidenta del INEE, Teresa Bracho González, rechazó que las jubilaciones de esos casi 150 mil docentes obedecieran a las evaluaciones del Instituto y aseguró que el motivo fue la curva de edad en la que se encontraban.

“Las jubilaciones se dieron no por un impacto de las evaluaciones. Si uno mira la curva demográfica de los profesores, estaba previsto un impacto jubilatorio en estos años. Si buscas los datos del CEMABE (Censo de Escuelas, Maestros y Alumnos de Educación Básica y Especial), ahí está clarísimo”, dijo a la prensa, al término de las audiencias públicas.

“Probablemente alguno se jubiló, pero no se le puede achacar la jubilación a la evaluación docente. Eso, en una tendencia demográfica, fue la curva de edad en la que estaban los maestros”, abundó.

La funcionaria enfatizó que “nunca se corrió a ningún maestro por el resultado de su evaluación. Hay muchas mentiras que se han dicho, y que vale la pena aclararlas”.

“No son todos los maestros los que rechazan la evaluación; hay maestros que agradecen la evaluación, porque gracias a ella pudieron tener una plaza o pudieron promoverse”, comentó.

Finalmente, Bracho González apuntó que los consejeros del INEE han solicitado al presidente Andrés Manuel López Obrador una reunión de trabajo para abordar el tema de la reforma educativa, pero no han obtenido respuesta.

You may also like...