Tambaleantes los fundamentos financieros y económicos de México

Ahorro.jpg

El aval de Estados Unidos a la firma del T-MEC se irá hasta el otoño próximo, advirtió Jesús Seade, subsecretario de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Contrario a lo que pasaba hace algunos meses, ya no hay temor de que el proceso electoral en EU vaya a contaminar el proceso de ratificación del tratado, afirmó el subsecretario para América del Norte de la cancillería.

Mientras tanto, según el Banco de México la actividad económica mexicana muestra una desaceleración mayor a la anticipada, con señales de debilidad en el segundo trimestre.

El Producto Interno Bruto (PIB) de México se contrajo un 0.2% en el primer trimestre, poniendo en aprietos al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador que prometió una expansión anual de hasta 4%.

La Junta de Gobierno del BM señaló que el balance de riesgos para el crecimiento ha ampliado su sesgo a la baja, como resultado de factores externos e internos, y algunos mencionaron que se ha tornado más incierto.

Entre los riesgos para el crecimiento económico, la mayoría de la junta de gobierno de la entidad monetaria mencionó la posibilidad de que se presenten dificultades con la ratificación del acuerdo comercial regional T-MEC.

También vislumbran nuevas amenazas arancelarias por parte de Estados Unidos.

Asimismo, la mayoría consideró que es necesario atender el deterioro de la calificación crediticia soberana y de Pemex, y señaló la importancia de evitar un perjuicio adicional para la nota de la deuda de la petrolera estatal, luego de que Fitch redujo su calificación en junio.

El subgobernador del banco central, Gerardo Esquivel, votó por bajar la tasa clave de interés en 25 puntos base en la decisión dividida de hace dos semanas, y dijo que la inflación ha tenido un comportamiento mejor a lo previsto en los informes trimestrales del banco.

La inflación general se desaceleró en junio y volvió a ubicarse por debajo de 4% por primera vez desde febrero, cuando fue la menor en más de dos años.

La mayoría la junta de gobierno de Banxico espera que tanto la inflación general como la subyacente muestren una tendencia a la baja en los próximos meses, y dijeron en la decisión que la política monetaria se ajustará de manera oportuna y firme para lograr la convergencia de esta a su meta del 3 por ciento.

Jesús Seade mencionó respecto al T-MEC, que se tiene hasta el 27 de julio próximo para que se apruebe antes del receso legislativo de agosto en Estados Unidos, pero estimó más probable que sea ratificado en septiembre u octubre.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

scroll to top